Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar
Volver

Una mirada a Meknés, en rutas por Marruecos

01-02-2019

Cuando viajamos por nuestras rutas por Marruecos, son muchísimos los lugares que conocemos, pero hay un lugar que es muy bonito, pero…donde a mí me da especial repelús, grima, o para ser exactos, se me agudiza un sentido, el del miedo, es como si apareciera un ligero sabor a sangre. Eso me ocurre cuando piso Meknés, o sea Mequinez, una de las ciudades Imperiales más bonita de todo Marruecos, pero…con uno de los sultanes más crueles de todo Marruecos.

¿Quién hizo que Meknés fuera tan bonita y se convirtiera en una de las más bellas ciudades Imperiales? Vamos a explicar un poco de historia para hacer una breve introducción y así animaros a hacer rutas por Marruecos por esta magnífica ciudad, una ciudad que fue declarada en 1966 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, por la mezcla de estilos y modelos urbanísticos, cumbre del arte marroquí.

Un poco de historia de Meknés,  para aprender de nuestras rutas por Marruecos

Meknés fue fundada en el siglo X por una tribu bereber y su nombre era el de Meknassa ez Zeïtoun.

En el siglo XI la ciudad fue conquistada por los Almohades, naciendo así, el período de máxima prosperidad de la ciudad. Construyeron numerosos monumentos, desde mezquitas y alcazabas a hammams.

En el siglo XV, a los Mérinides (almohades) les sucedieron los Ouatassides, fue la llegada de la dinastía Alauita lo que marcó un cambio en la historia de Meknés, con el sultán Moulay Ismail, apodado el “Luis XI marroquí” por la similitud entre ambos, (déspota como el monarca europeo), se mantuvo en el cargo de sultán de Marruecos entre 1672 y 1727 y este decidió hacer de Meknés una gran ciudad, trasladando la capital de Fez a Meknés y dándole el empuje necesario para hacer de ella una capital reconocida a nivel mundial.

Moulay Ismail, tenía 888 hijos, pero otras fuentes dicen que la cifra superaba los 1.100, era un hombre caprichoso, déspota y cruel, había ejecutado a más de 36.000 esclavos, los decapitaba y dejaba las cabezas a la vista del pueblo en la muralla, como adorno singular. Implacable con sus enemigos y cruel con los cautivos europeos.

Moulay Ismail, a pesar de ser considerado un gran teólogo (matar se ve que no estaba reñido con la teología), de haber asediado a la Ceuta española durante años o haber combatido contra el imperio Otomano en Argelia, ha pasado a la historia por su inagotable fertilidad y su despotismo, sin duda el sultán Moulay Ismail, sería él, el auténtico prisionero de sus palacios, rodeado de toda una cohorte de cortesanos que no lograban satisfacer su vida.

Construyó la muralla que protegía la ciudad con más de 40 kilómetros de perímetro y maravillosos monumentos como: jardines, estanques, caballerizas, silos de grano, palacios, etc…el sultán hizo de Meknés, una ciudad de estilo hispano – morisco.

Que ver en Meknés

La Puerta de Bab Mansour

La puerta de Bab Mansour, es la puerta monumental más grande de Marruecos y una de las más bonitas del arte islámico, se encuentra justo delante de la plaza de El-Hedim, centro de la vida pública de la antigua medina.

Plaza El Hedim

La plaza de El Hedim es el corazón de la ciudad de Meknés, punto de encuentro de los lugareños y de cualquier viajero, siendo la plaza de mejor referencia para no perderse. La Plaza El Hedim es un magnifico lugar para descansar, tomar un té o bien, cenar en alguna terraza.

Mausoleo de Moulay Ismail

El mausoleo de Moulay Ismail contiene los restos del sultán Moulay Ismail, un templo al que pueden acceder los no musulmanes (excepto los viernes por la tarde) se encuentra en la medina antigua y se accede por la puerta de Bab Mansour.

El mausoleo está decorado con cerámicas de zellige y la zona donde se encuentra el sarcófago solo puede ser visitada por musulmanes.

Palacio dar El Makhzen

Era el Palacio oficial del sultán Moulay Ismail

Estanque de Agdal

Un estanque muy cerca de la plaza de El-Hedim, donde poder dar un bonito paseo

Museo Dar Jamai

El museo dar Jamai, es un antiguo palacio del siglo XIX, perteneciente a una familia poderosa de Meknés, la familia Jamai, está construido con un estilo claramente andalusí y atesora una curiosa colección de antigüedades marroquís.

Madrasa Bou Inania

Se construyó a mitad del siglo XIV, esta madrasa es uno de los edificios más antiguos de la ciudad, (siglo XIV) antiguo centro de estudio del islam y de otras materias, como medicina, matemáticas, filosofía, etc.  Pueden visitarlo los no musulmanes, accediendo a casi todo. El patio está decorado con zellige, maderas talladas y yeserías.

La Gran Mezquita

La Gran Mezquita de Meknés se encuentra justo en frente de la Madrasa Bou Inania, es del siglo XII y fue construida por Yousef ben Tashafin. Los no musulmanes pueden a acceder al patio, pero no a las salas de oración.

Zoco de Meknés

En los zocos de Meknés podemos encontrar de todo. Existen dos zocos esencialmente, uno es el Bezzazine, lugar ideal para comprar la mejor artesanía local, hay que decir que, los cestos de mimbre están considerados como los mejores de Marruecos y el otro zoco es el de Sekkakine.

  • La música de Marruecos
    22 OCT 2018

    La música de Marruecos

    La música de Marruecos está en todas partes, zocos, plazas, desierto…Descúbrela haciendo rutas por Marruecos, déjate llevar por el viento del Sáhara al ritmo de los tambores.

  • Diferencia entre hotel y Riad
    11 FEB 2019

    Diferencia entre hotel y Riad

    Si tienes pensado hacer rutas por Marruecos, lee para saber la diferencia entre hotel y Riad.

    ¿Buscas algo con encanto y ambiente familiar? Escoge un Riad por la medina.

    ¿Buscas una gran piscina y otros servicios? Escoge un hotel en Marrakech.

¿Buscas el mejor tour por marruecos?

Envíanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.